Cuidado Femenino

Para la mujer

NOVEDADES
ACTUALIDAD
Nuestros Productos
Artículos
PARA SABER
Estudios para la Mujer
Síntomas de Alerta Médico
Guías Informativas
PREGUNTAS FRECUENTES
CONSULTAS


En esta sección Usted podrá encontrar diferentes guías informativas que le serán de suma utilidad para ampliar sus conocimientos sobre temas relacionados con la especialidad.




MEDIDAS HIGIÉNICO-DIETÉTICAS PARA AYUDAR A PREVENIR Y TRATAR EL FLUJO VAGINAL


  • Mantenga el área genital limpia y seca.
  • Evite las duchas vaginales.
  • Utilice cremas vaginales u óvulos vaginales para el tratamiento de la infección.
  • Tome yogur con cultivos vivos o tabletas vaginales de Lactobacillus acidófilus cuando esté tomando antibióticos para evitar la vulvovaginitis candidiásica.
  • Use preservativos para evitar contraer o diseminar infecciones de transmisión sexual.
  • Evite el uso de aerosoles, perfumes o polvos de higiene femenina en la zona genital.
  • Evite el uso de ropa interior de lycra, calzas, pantalones muy ajustados.
  • Evite el uso de protectores diarios.
  • Si tiene diabetes, mantenga el control de su glucemia.

Imprimir

Volver

CARDIOLOGIA EN LA MUJER

 

En la actualidad los problemas cardiovasculares son considerados una de las primeras causas de enfermedad y muerte en todo el mundo. Hoy en día ha tomado relevancia la aparición de esta enfermedad en las mujeres debido a los cambios en el estilo de vida, siendo el stress, el tabaquismo y el sedentarismo los factores de riesgo más importantes en cuánto al estilo de vida.

 

En cuánto a los factores de riesgo clásico también debe tenerse en cuenta la hipertensión arterial, la obesidad y la diabetes mellitus y dislipemias.

 

Los estrógenos cumplen un rol de protección en la mujer en edad fértil, pero una vez llegada la menopausia las probabilidades de padecer un evento cardiovascular se equiparan a las del hombre.

 

Dado que la enfermedad cardiovascular es una patología prevenible, es de suma importancia tomar una actitud activa frente a los factores de riesgo, sobretodo el tabaquismo y la obesidad (asociada por lo general al sedentarismo) que en el viene creciendo a tasas significativamente mayores en la mujer que en el hombre.

 

Otro factor significativo es que la mujer suele adherirse menos a los programas de rehabilitación cardiovascular, luego de un evento, que los hombres, de manera que es sumamente importante informar a las pacientes respecto de la importancia de una temprana rehabilitación cardiovascular y cambios en el estilo de vida para lograr disminuir la probabilidad de aparición de nuevos eventos y mejorar la calidad de vida.

 

La diabetes mellitus en la mujer toma una relevancia mayor que en el hombre, dado que incrementa las probabilidades de enfermedad cardiovascular de 3 a 7 veces comparado con el incremento de 2 a 3 veces en el hombre, probablemente esto se debe al efecto más deletéreo que presenta la diabetes sobre los lípidos y la presión arterial en las mujeres con respecto a los hombres.

 

Respecto a las dislipemias, las mujeres suelen tener niveles de colesterol HDL (protector) mayor que los hombres, pero niveles disminuidos toma mayor relevancia sobretodo en mujeres mayores de 65 años. Los triglicéridos elevados también juegan un rol fundamental en las probabilidades de desarrollar enfermedad cardiovascular en las mujeres.

 

Uno de los mejores momentos para realizar un control de los factores de riesgo es durante el embarazo y el período de pre-concepción dado que es cuando más frecuentemente se realizan controles médicos. Además se debe incentivar a las mujeres a dejar el hábito tabáquico durante el embarazo y hacer énfasis en que no vuelvan a retomarlo luego del parto.

 

El ginecólogo toma un rol fundamental también, dado que en mujeres sanas suele ser el médico de referencia, de manera que de pesquisar alteraciones en el metabolismo sería el primer eslabón para controlar los factores de riesgo o realizar la interconsulta correspondiente.

 

Dado que con la edad se incrementa el riesgo de padecer enfermedad cardiovascular en la mujer es sumamente importante hacer un énfasis en la prevención en la peri y post-menopausia. El uso de terapias de reemplazo hormonal (estrógeno) aún presenta controversias entre los posibles beneficios y los posibles riesgos (enfermedad tromboembólica, efecto pro-coagulante, cáncer de mama, cáncer de vesícula, etc.), de manera que aún no hay un consenso general sobre este tema.

 

Respecto a la sintomatología de la enfermedad cardiovascular en la mujer hay que tener en cuenta que no siempre presentan los síntomas típicos de dolor de pecho, incluso a veces pueden presentarse eventos cardiovasculares pequeños (debidos a una oclusión leve de una ramificación de una arteria coronaria) que pueden pasar asintomáticos y recién revelarse en un electrocardiograma de control, esto suele ocurrir con cierta frecuencia en los pacientes con diabetes.

 

Por otro lado también hay que tener en cuenta que en las mujeres jóvenes pueden haber molestias puntuales en la región intercostal debidas a condritis que pueden llegar a presentar dudas respecto a la salud cardiovascular, pero con un buen interrogatorio y un electrocardiograma de control queda descartado.

 

Como métodos complementarios de control están recomendados el electrocardiograma para todas las pacientes y en los casos que estuviera indicado también pueden realizarse un ecocardiograma, una ergometría y/o holter de presión arterial y frecuencia cardíaca. En casos de requerir ver como está la perfusión coronaria puede indicarse un SPECT o una angiografía con fines diagnósticos y terapéuticos.

 

De esta manera, destacamos que lo más importante en la mujer es prevenir la enfermedad cardiovascular sobretodo desde edades tempranas, realizando controles rutinarios y de haberlos corregir las alteraciones el los factores de riesgo cardiovasculares, estimular a la paciente a que cese el hábito tabáquico, que realice actividad física, que tenga una alimentación adecuada y que maneje de manera saludable el stress.

 

 

 

Dra. Ximena Manglano

Cardióloga

Asesora Médica

Laboratorios Bernabó

Imprimir

Volver

RECOMENDACIONES PARA LA PREVENCIÓN DE LA ATEROSCLEROSIS EN LA POBLACIÓN GENERAL ADULTA

  • Mantenga una dieta variada, con abundancia de cereales, verduras y frutas.
  • Reduzca el sobrepeso con una dieta baja en calorías.
  • Consumo con moderación carnes rojas y huevos (hasta 3 veces por semana).
  • Disminuya el consumo de leche entera y derivados (helados, manteca, yogures enteros, quesos grasos) (hasta 2 veces por semana).
  • Consuma preferentemente aceite de oliva y evite los aceites de coco, presentes frecuentemente en productos de panadería, fritos y precocinados.
  • Introduzca en su dieta frecuentemente los pescados blancos y en especial los azules (sardina, trucha, atún, caballa, salmón).
  • Evite el consumo excesivo de alcohol.
  • No Fume.
  • Haga ejercicio físico de forma regular.

Cocinado: cocine con poco aceite (oliva, girasol o maíz). Evite en lo posible los fritos y guisos. Preferible a la plancha o a la brasa. Retire la grasa visible de la carne antes de cocinarla.

Frecuencia recomendada de carnes y aves: carnes rojas, dos o tres días por semana; pollo, pavo sin piel o conejo, dos o tres días por semana. Cantidad recomendada: una sola vez al día, no más de 200 gramos.

Condimentos: utilice todo tipo de condimentos. Sal con moderación, no la utilice para cocinar y evítela si padece hipertensión arterial.

Alcohol: es aceptable en los adultos hasta 2 copas de vino al día. Es desaconsejable en pacientes con sobrepeso, mujeres embarazadas y pacientes con hipertrigliceridemia.

Imprimir

Volver

RECOMENDACIONES DIETARIAS PARA PACIENTES CON DISLIPEMIAS

  • Mantenga una dieta variada, con abundancia de cereales, verduras y frutas.
  • Reduzca el sobrepeso con una dieta baja en calorías.
  • Evite el consumo de alcohol.
  • Evite el consumo de azúcar, dulces y pasteles.
  • Disminuya el consumo de carnes rojas, huevos (máximo 2 ó 3 por semana), leche entera y derivados (helados, manteca, yogures enteros, quesos grasos, queso rallado).
  • Consuma preferentemente aceite de oliva y evite los aceites de coco y palma, presentes frecuentemente en productos de panadería, fritos y precocinados.
  • Introduzca en su dieta frecuentemente los pescados blancos y en especial los azules (sardina, trucha, atún, caballa, salmón).
  • No Fume.
  • Haga ejercicio físico de forma regular.

Cocinado: cocine con poco aceite (oliva, girasol o maíz). Evite en lo posible los fritos y guisos. Preferible a la plancha o a la brasa. Retire la grasa visible de la carne antes de cocinarla. No agregue sal al cocinar.

Frecuencia recomendada de carnes y aves: carnes rojas, dos días por semana; pollo, pavo sin piel o conejo, dos o tres días por semana. Cantidad recomendada: una sola vez al día, no más de 200 gramos.

Condimentos: utilice todo tipo de condimentos. Sal con moderación.

Alcohol: no consuma ningún tipo de bebida con alcohol dado que posee alto tenor graso.

Recomendaciones dietéticas más específicas – Las siguientes recomendaciones son orientativas, deberán adecuarse con su médico

Alimentos frescos y congelados

Consumo diario

Consumo moderado

Consumo esporádico

PERMITIDOS
todos los días

A LIMITAR
máximo 2-3 veces x semana

DESACONSEJADOS
sólo excepcionalmente

Cereales

Harinas, *pan, cereales, *arroz (mejor integrales), maíz, *pastas, galletas integrales

Cereales con azúcar,
*Pasta italiana con huevo y *panadería y galletas preparadas con aceite de oliva o de semilla

Panadería, medialunas, magdalenas, facturas, galletas y panadería industrial preparada con grasas no recomendables

Frutas,
verduras y legumbres

Todas.
Legumbres especialmente recomendadas.

*Aceitunas, *palta, *papas fritas en aceite de oliva o de semilla

Papas chips o papas o verduras fritas en aceites de maíz o girasol. Coco

*Frutos secos

Nueces, ciruelas pasas, duraznos, dátiles, pipas de girasol sin sal

Almendras, castañas, avellanas, maní

Maní salados, coco y pipas de girasol saladas

Huevos,
leche y
derivados

Leche descremada, yoghurt y productos elaborados con leche descremada, clara de huevo, flanes sin huevo

Huevo entero (3 x semana)
Queso fresco o con bajo contenido graso. Leche y yogurt semidescremado

Leche entera, nata, crema, flanes de huevo, quesos duros y cremosos, crema

Pescados y Mariscos

Pescado blanco y *azul, *atún en lata (mejor al agua), salmón ahumado, marisco bivalvo (mejillones, almejas, chirlas, ostras)

Bacalao salado, *sardinas y caballa en lata (en aceite de oliva), calamares, gambas, langostinos, cangrejos (marisco)

Huevos de pescado, pescado frito en aceite o grasas no recomendadas.

Carnes rojas(1)

Ternera, buey, vaca, cerdo, caballo, cordero (partes magras), jamón serrano (partes magras), salchichas de pollo o ternera

Embutidos, panceta, hamburguesas, salchichas, patés, vísceras, chorizo

Aves y caza

Conejo, pollo y pavo sin piel. Venado

Ganso, Pato

Grasas y aceites

Aceites de oliva

Aceites de semillas (girasol, maiz) y margarina vegetal (sin ácidos grasos trans)

Manteca, margarinas sólidas, manteca de cerdo, tocino, sebo, aceites de palma y de coco

Postres

*Mermeladas, *miel, *azúcar, repostería casera: helados, tartas y pasteles (preparados con leche descremada y margarina)

Caramelos, flan sin huevo, frutas en almíbar, turrón, mazapán, bizcochos caseros y dulces hechos con aceite de oliva o semilla

Chocolates y pasteles.
Postres con leche entera, huevo y nata o manteca. Tartas comerciales

Bebidas

Agua mineral, *jugos naturales, infusiones,
Café y té: 3 al día
Vinos: 2 al día

Bebidas y refrescos sin azúcar

Bebidas azucaradas, sopas de sobre o lata

Especias y salsas

Pimienta, mostaza, hierbas, vinagre, alioli

Mayonesa

Salsas hechas con manteca, margarina, leche entera y grasas animales (huevo y/o grasa de cerdo), crema

* Los alimentos señalados con un asterisco, debido a su riqueza calórica, deben limitarse en pacientes con sobrepeso o triglicéridos elevados.
Nota:
la dieta debe modificarse en caso de diabetes, obesidad, hiperuricemia o hipertensión.

Imprimir

Volver

RECOMENDACIONES DIETARIAS PARA LA HIPERTENSIÓN ARTERIAL

 

Recomendaciones generales:

Alcanzar o mantener un peso saludable mediante una ingesta adecuada de calorías.
Prescindir de la sal de mesa (normal, marina, yodada) y de la sal en la preparación de los alimentos.

 

Reducir el consumo de grasas saturadas y colesterol como factor de prevención cardiovascular:

  • Escoger las carnes más magras y quitar la grasa visible antes de su cocinado: pollo, pavo (sin piel), conejo, lomo, ternera magra, o cerdo; y desgrasar los caldos de carne o aves en frío.
  • Aumentar el consumo semanal de pescado fresco a 3 veces por semana.
  • Se permiten de 4 a 6 huevos a la semana.
  • Utilizar preferentemente aceites vegetales (oliva, girasol) antes que manteca o margarina, añadiéndolos a los alimentos después de cocinados para evitar exceso de grasa y colesterol.

El efecto del café en la presión arterial es escaso y de breve duración por eso no es preciso suprimirlo, aunque se recomienda tomarlo con moderación.
Es importante consumir cantidades adecuadas de calcio.

Preparar platos para luego congelarlos, y así no tener que acudir a los precocinados, que en general, son ricos en sodio.

Hoy en día, existen diversos productos en el mercado con bajo contenido en grasa, colesterol y sodio (verificar en las etiquetas de los productos).
Si se come fuera de casa, elegir del menú ensaladas, aves o pescados a la parrilla en lugar de fritos o guisos. Para evitar la adición excesiva de salsas se puede pedir que éstas se sirvan a parte, y uno mismo adicionarla.

 

- ¿Cómo cocinar y condimentar?

El mejor método de preparar los alimentos es el cocinado sin sal añadida.
Evitar las excesivamente grasas como guisos, estofados, frituras, empanados y rebozados.
Preferir las carnes y pescados a la planchas, parrillas, asados (horno, brasas), hervidos o cocidos, al vapor.

Es preferible la cocción al vapor que el hervido, ya que los alimentos conservan su sabor natural y no es necesario agregar sal.

Se puede reducir el sodio de los alimentos si utilizamos remojo prolongado (más de 10 horas) o doble cocción, cambiando el agua a mitad de la misma ya que el sodio se disuelve y queda en al agua (deberemos desecharla siempre). Es útil emplearlo en verduras, legumbres y pescados congelados y en conserva.

 

 

Para que la comida resulte más sabrosa se pueden emplear diversos condimentos:

  • Ácidos: Vinagre de manzana o vino, jugo de limón.
  • Aliáceos: Ajo, cebolla, puerro.
  • Hierbas aromáticas: Albahaca, hinojo, comino, estragón, laurel, tomillo, orégano, perejil.
  • Especias: Pimienta (negra o blanca), pimentón, azafrán.

El vinagre y el aceite (oliva y semillas) pueden ser macerados con hierbas aromáticas.
En la elaboración de salsas, los vinos u otras bebidas alcohólicas como ingrediente flambeados pueden hacer más sabrosas diversas recetas.

Evitar o limitar el consumo de los siguientes alimentos por su alto contenido en sal: embutidos, enlatados, quesos (salvo los que son sin contenido de sodio), empanadas, pizza, tartas, pan (salvo los que son sin contenido de sodio).

 

También se recomienda

  •  En personas hipertensas obesas una dieta hipocalórica bajo control de un especialista ayuda a normalizar la presión arterial.
  • El exceso de alcohol aumenta la presión arterial, por tanto, se debe moderar su consumo (no más de 2 vasos de vino tinto al día).
  • Es necesario suprimir el tabaco por ser un factor de riesgo añadido ante enfermedades cardiovasculares.
  • El ejercicio físico moderado practicado de forma regular ayuda a mejorar el control de la presión arterial y a disminuir la frecuencia cardíaca.
  • El stress mantenido produce elevaciones de la presión arterial, por lo tanto es necesario aprender a relajarse y a llevar un ritmo de vida más saludable.

 

Alimentos Aconsejados

 

  • Leche y lácteos: Leche, yogurt y quesos descremados sin sal.
  • Carnes, pescado, huevos y sus derivados: Preferir las carnes que menos grasa contienen (carnes magras).
  • Cereales, papas y legumbres: Todos salvo los indicados en "alimentos limitados".
  • Verduras y hortalizas: Todas, y preferiblemente una ración diaria en crudo (ensalada).
  • Bebidas: Agua, caldos sin sal, infusiones y jugos, bebidas gaseosas no azucaradas con moderación.
  • Grasas: Aceites de oliva y semillas (girasol, maíz, soja), manteca bajas calorías con moderación.

 

Alimentos permitidos (Consumo moderado y ocasional)

 

  • Leche y lácteos: Batidos lácteos, yogures azucarados y flan.
  • Carnes semigrasas, jamón y fiambres
  • Cereales: Cereales de desayuno azucarados (sencillos, chocolateados, con miel).
  • Bebidas: jugos comerciales azucarados.
  • Otros productos: Miel, mermeladas, panadería y repostería sencillas (las que en composición más se parecen al pan), helados, mayonesa.

 

Alimentos limitados (consumir de forma esporádica o en pequeñas cantidades)

 

  • Leche y lácteos: Leche entera o condensada, yogures enteros.
  • Carnes: Carnes grasas, chorizo y vísceras
  • Cereales: Galletas rellenas, chocolateadas o bañadas con soluciones azucaradas.
  • Frutas: Fruta en almíbar, frutas desecadas y frutas confitadas
  • Bebidas: Bebidas azucaradas tipo cola y, según hábitos, bebidas alcohólicas de baja graduación (cerveza, vinos de mesa, sidra).
  • Grasas: Nata, manteca, jamón, panceta, embutidos en general.
  • Otros productos: Pastelería y repostería rellenas, chocolateadas o bañadas en soluciones azucaradas, golosinas y dulces.

 

 

Imprimir

Volver

INTERVALOS DE VIGILANCIA ADECUADOS EN LA COLONOSCOPÍA

 

 

1.       Detección del cáncer colorrectal

  • Población general: cada 10 años a partir de los 50 años
  • Un solo familiar de primer grado con cáncer de colon (o adenomas) a una edad igual o superior a 60 años: cada 10 años a partir de los 40 años.
  • Dos o más familiares de primer grado con cáncer (o adenomas) o un familiar de primer grado diagnosticado antes de los 60 años de edad: cada 5 años a partir de los 40 años o 10 años antes de la edad del familiar más joven con cáncer colorrectal o adenomas.
  • Cáncer de endometrio u ovárico diagnosticado antes de los 50 años: cada 5 años.
  • Cáncer colorrectal hereditario no polipósico: cada uno a 2 años a partir de los 20 a los 25 años.

2.       Después de la resección de un adenoma

  • Uno a 2 adenomas tubulares < 1cm: cada 5 a 10 años
  • Tres a 10 adenomas o adenomas con cambios vellosos, mayor de 1cm o con displasia de alto grado: cada 3 años
  • Más de 10 adenomas: menos de 3 años
  • Adenoma sésil superior a 2 cm resecado en fragmentos: 2 a 6 meses

 

3.       Después de la cirugía de cáncer colorrectal:

  • Al año, después a los 3 años y posteriormente cada 5 años

 

4.       Colitis por enfermedad inflamatoria intestinal de larga evolución (tras 8 años en los casos de pancolitis y tras 15 años en los casos de colitis izquierda)

  • Cada 2 a 3 años hasta los 20 años de evolución y después cada año
  • Cada año si hay datos histológicos o endoscópicos de actividad inflamatoria, lesiones seudopolipoideas o cicatrizales múltiples o bien si hay antecedentes familiares de cáncer de colon.
  •  Anual desde el diagnóstico de la colitis en los pacientes con colangitis esclerosante.

Imprimir

Volver

 
PARA EL TRATAMIENTO DE LA OSTEOPOROSIS. DIETA RICA EN CALCIO


Requerimientos diarios de calcio:

Mujeres de 25 a 50 años 1.000 mg.  Mujeres mayores de 50 años: posmenopáusicas): 1.000 mg si consume estrógenos, 1.500 mg si no consume estrógenos.  Mujeres mayores de 65 años: 1.500 mg.  Embarazo y lactancia: 1.200 a 1.500 mg. 


 
Alimentos con calcio:

Lácteos: Yogur fortificado con calcio (1 pote) 500 mg
Yogur sin fortificar (1 pote) 250 mg
Leche chocolatada (1 vaso de 200 cc) 230 mg
Leche cultivada (1 vaso de 200 cc) 500 mg
Leche en polvo calcio plus (3 cuch. Soperas) 500 mg
Leche extra calcio (1 vaso 200 cc) 280 mg
Queso tipo cuartirolo (80 g) 520 mg
Queso tipo mini fymbo (80 g) 700 mg
Queso con fibra (80 g) 480 mg


Frutas y verduras:

Acelga (200 g) 224 mg
Berro (200 g) 400 mg
Brócoli (200 g) 320 mg
Brotes de alfalfa (100 g) 200 mg
Espinaca (200 g) 162 mg
Hinojo (100 g) 100 mg
Perejil (50 g) 100 mg
Naranja (1 mediana) 60 mg

 
CEREALES Y DERIVADOS:

Harina de cebada (100 g) 116 mg
Arroz fortificado (100 g) 113 mg
Sésamo entero (100 g) 116 mg

Imprimir

Volver


INFECCIONES VAGINALES

 

 

                Se denomina flujo genital al aumento patológico en cantidad de los exudados que se originan en el aparato genital. En condiciones fisiológicas, en la mujer adulta normal se observa en el exámen ginecológico que la mayor parte de la vagina se encuentra húmeda. En situaciones fisiológicas como el premenstruo y el embarazo la secreción vaginal aumenta sin ser patológica. El flujo genital,  constituye un motivo de consulta frecuente, no es una enfermedad sino un síntoma que traduce una alteración en el epitelio del tracto genital.

 

¿Cuáles son los factores de riesgo que debe tener en cuenta una paciente? En distintas circunstancias de la vida una paciente puede consultar por flujo: frente a la presencia de desgarros genitales o prolapsos, modificaciones del trofismo vaginal según la edad, por el uso de lavados vaginales, jales anticonceptivas, lubricantes vaginales, DIU, diafragmas, pesarios, por la toma de antibióticos que alteran la flora vaginal y favorecen la aparición de hongos, por el tratamiento con quimioterápicos o con corticoides, por padecer enfermedades como diabetes, pre diabetes o tiroides, por infecciones locales o generales (intestinales o urinarias), enfermedades venéreas, por la presencia de tumores benignos o malignos del cuello o del cuerpo uterino, por stress, por mala nutrición, por uso de ropa interior de nylon o lycra, o muy ajustada, por el uso de químicos y otros irritantes como el detergente.

      

 

                El flujo genital puede tener distintas características morfológicas que le permitirán al profesional arribar al diagnóstico: espumoso, grumoso, cremoso, de color blanco, amarillento, verdoso, tener distinto olor: espermático, fecaloide, fétido. Así mismo este puede estar acompañado o no por: prurito genital, ardor al orinar, dolor en las relaciones sexuales.

 

                Las infecciones vaginales tienen una incidencia entre un 7 y un 20% de las mujeres y las tres cuartas partes cuentan con un episodio de éste tipo en su vida, con lo que lo convierten en uno de los motivos de consulta más frecuente al médico. Una infección genital no tratada puede afectar la futura fertilidad de la paciente como así también podría comprometer la evolución de un embarazo en curso.

 

                El tratamiento de las infecciones vaginales puede ser local (óvulos o cremas vaginales) o sistémicos o la combinación de ambos, siendo el médico tratante quien indique el mejor, de acuerdo con los signos y síntomas de infección que presente la paciente.

 

Dra. Claudia Battista.

MN 73881.

Imprimir

Volver

APARATO GENITAL FEMENINO

El aparato genital femenino se divide en órganos externos e internos.

  • Órganos genitales externos

Se encuentra delimitado por los surcos genitocrurales, el Monte de Venus y el ano.
Ellos son:

Monte de Venus: Situado delante de la sínfisis pubiana, con una disposición pilosa de tipo triangular de base superior y vértice inferior.

Vulva: La vulva está compuesta por:

- Labios mayores. Son repliegues cutáneos alargados, simétricos, que poseen una longitud promedio de 10cm.y un espesor variable habitualmente en relación con la adiposidad de la paciente. Presenta una cara externa pilosa con glándulas sebáceas y sudoríparas y un pigmento melánico en cantidad variable que dan una coloración más acentuada a la piel de ésta zona. La cara interna desprovista de pelos y con glándulas sebáceas es lisa, húmeda y de color rosado en su mitad superior; en cambio la mitad inferior es muy semejante a la cara externa.
- Labios menores o ninfas. Están separados de los anteriores por el surco interlabial. Las caras externa e interna están desprovistas de pelos y poseen numerosas glándulas sebáceas. Por su extremo inferior los labios menores se unen formando la horquilla vulvar; y por su extremo superior se unen formando el techo o capuchón del clítoris.
- Vestíbulo vulvar. Limitado por los lados por los labios menores, por debajo por el borde superior del orificio vaginal o introito y el clítoris por arriba. Posee un orificio central, el meato uretral, y dos paracentrales, que corresponden a los orificios de desembocadura de las glándulas accesorias de lubricación, o de Skene.
- Himen. Constituye el límite entre la vulva y la vagina. Está formado por una capa de tejido conjuntivo laxo que cierra parcialmente el introito. Existen diferentes variedades de himen: imperforado, tabicado o semilunar y cribiforme.



  • Órganos Genitales Internos

El aparato genital femenino se encuentra casi en su totalidad ubicado en medio de la excavación pelviana, o sea rodeado de un anillo óseo interiormente revestido por diversos elementos musculares y aponeuróticos que forman una especie de embudo que sostiene a los órganos pelvianos, los cuales guardan entre sí una estrecha relación de vecindad.

Está compuesto por estructuras completamente diferentes:

1. Vagina: Órgano central músculo elástico, hueco, impar con forma de tubo aplanado que comunica el útero con la vulva. Posee dos caras, una posterior lisa y una anterior rugosa, determinada por pliegues transversales que forman la mucosa de ésta cara anterior.
El tamaño de la vagina es variable, como término medio mide entre 7 y 8cm. de longitud por 2.5-3cm. de ancho.

Relaciones de la vagina:
- Hacia delante:
- Tabique vesicovaginal
- Cara posterior de la vejiga
- Uretra
- Tabique uretrovaginal
- Hacia atrás:
- Cuello uterino
- Fondo de saco de Douglas
- Recto
- Tabique rectovaginal
- Perineo


La vagina se lubrica por glándulas principales y accesorias:

Glándulas principales o de Bartholino: Una a cado lado, situada sobre el músculo transverso profundo del perineo. Su proyección corresponde al tercio posterior del labio menor.

Glándulas accesorias:
a) Glándula de Skene, una cada lado o parauretrales.
b) Glándula de Huguier, son múltiples glándulas dispersas en la submucosa vaginal.


2. Útero: Conocido también con el nombre de matriz, es un órgano impar, medio y simétrico, hueco, de gruesas paredes musculares, situado en el medio de la excavación pelviana. Tiene forma de pera aplanada, de adelante hacia atrás. Un pequeño surco divide al órgano en dos segmentos, el superior, o cuerpo y el inferior o cuello, y entre ambos el istmo.


Cuerpo uterino: De forma triangular, presenta dos caras, una anterior y otra posterior, y tres bordes, dos de ellos laterales y uno transversal o fondo uterino. Su longitud es de 5 a 6 cm. Ambas caras están cubiertas por el peritoneo. La cara anterior se apoya sobre la cara posterior de la vejiga, de la cual se halla separada por el fondo de saco peritoneal vesico uterino. La cara posterior, se relaciona con el recto y las asas intestinales.
Los bordes laterales, se dirigen de arriba hacia abajo y adentro, son gruesos y a través penetran los vasos y los nervios.
El borde superior o fondo uterino, es la parte más ancho de la matriz. Su conjunción con los bordes laterales forma los cuernos uterinos, donde se insertan las trompas, los ligamentos redondos y uteroováricos.

Cuello uterino o cervix: Segmento de forma cilíndrica, que mide 3cm. aprox. La inserción vaginal se produce a su alrededor. Tiene dos orificios, el orificio cervical interno (OCI) en contacto con el istmo uterino y el orificio cervical externo (OCE), en contacto con la vagina.
Éste canal se encuentra tapizada por un epitelio cilíndrico, responsable de la secreción del moco cervical.

3- Trompas de Falopio: Son dos conductos que parten de la unión entre el cuerpo y el fondo del útero (Cuernos tubarios), siguen el borde superior del ligamento ancho y terminan en las cercanías del ovario. Su longitud aprox. Es de 10cm. De acuerdo con su conformación, se distinguen cuatro partes: (esquema).

Porción intersticial: Situada en contacto con el cuerpo uterino (ostium uterino) por su extremo proximal y por su extremo distal se continúa con la porción siguiente.
Porción ístmica: De pequeño calibre, mide 3 a 4 cm de longitud y 3 a 4 mm de diámetro; es cilíndrica, rectilínea y dura al tacto.
Ampolla: Es la porción más extensa y amplia, de paredes más delgadas y de menor consistencia; de trayecto ondulado, su longitud alcanza 7 u 8 cm y su diámetro en el extremo distal, 8mm o más.
Pabellón: Se presenta como un pequeño embudo de 2 a 3mm de diámetro que lo pone en contacto con la cavidad de la ampolla tubaria y su circunferencia, muy irregular, se halla formada por una corona de lengüetas o franjas del pabellón, que se adosa al ligamento tuboovárico.

Estructura de la trompa: A. Porción intersticial; B. Porción ístmica; C. Ampolla; D. Pabellón


4- Ovarios: Son dos cuerpos ovoides, de 3a 4cm. de longitud, ligeramente aplanados, situados a la derecha y a la izquierda de los extremos del aparato genital, próximos a las paredes pelvianas. Presentan color blanco grisáceo y su consistencia es dura y renitente. Su superficie, recorrida por surcos pequeños y numerosos, ofrece un aspecto característico. Alcanza su mayor tamaño en la mujer adulta, pero sufre modificaciones cíclicas producidas por el desarrollo de sus folículos.

Estructura: El ovario es el órgano de estructura microscópica más compleja dentro del aparato genital femenino por la coexistencia de distintos elementos histológicos. En su descripción, podemos distinguir:

A) Epitelio superficial:
Conocido también como epitelio germinal. Corresponde a un epitelio cúbico monoestratificado que cubre la superficie del ovario.
B) Estroma: En el ovario debemos distinguir el estroma cortical, específico del órgano y con capacidad funcional endócrina, del estroma medular. En el estroma cortical ovárico se hallan sumergidos los folículos y demás estructuras derivadas de ellos. El estroma medular está constituido por tejido conectivo laxo y por el transcurren los vasos que penetran por el hilio e irrigan el órgano.
C) Folículos y estructuras derivadas: Los ovarios de la mujer albergan desde su nacimiento más de 500.000 folículos primordiales. En el ovario de la mujer en actividad genital se hallan folículos en distintos estadios evolutivos, ya sea hacia la maduración o hacia la involución (atresia folicular).
D) Estructuras del hilio ovárico: En éste se observa habitualmente una red de pequeños tubos ramificados y anastomosados sin significado funcional.

Imprimir

Volver

APARATO GENITAL MASCULINO

El aparato genital masculino está formado por órganos visibles ó genitales externos y órganos no visibles ó genitales internos.
Los genitales externos son: el pene y el escroto; los internos: los testículos, los epidídimos, los conductos deferentes, las vesículas seminales, la próstata o la uretra.


  • Órganos Genitales Externos

Pene:

Es el órgano copulatorio del hombre destinado a depositar el semen en la vagina. Se trata de un órgano muy complejo en su estructura y funcionamiento. Está situado en la pared anterior de la pelvis y en estado de reposo es blando y móvil. Se compone de tres cuerpos cilíndricos: dos cavernosos, unidos lateralmente y que se comunican entre sí, y uno esponjoso, esencialmente muscular, situado por debajo. Este cuerpo esponjoso termina en la punta del pene y tiene forma piramidal o de bellota y por éste último motivo recibe el nombre de glande. Esta es una de las zonas más sensibles del hombre.
En el glande se abre un orificio: el meato uretral, que es el lugar donde desemboca el conducto de la uretra, por donde salen la orina y el semen.
La piel que recubre el pene es muy elástica y tiene una zona móvil llamada prepucio, que es la que recubre el glande. El prepucio tiene la capacidad de replegarse totalmente para dejar al descubierto el glande durante la erección. La piel del prepucio está unida al glande por el frenillo, que es un delgado filamento. Debajo del prepucio se forma una sustancia blanquecina y sebosa de un olor característico.

• El pene contiene la uretra, conducto para transportar el semen y la orina hacia el exterior.
• En la punta del glande está el meato urinario, que es un orificio por donde salen la orina y el semen.
• El frenillo es un ligamento que une el prepucio al glande. El tamaño, la forma y el color varían con la raza.
Escroto:

El escroto es una bolsa de piel dividida un su interior en dos cámaras que alojan a los testículos o glándulas sexuales masculinas. Su función es protegerlos. Esta bolsa tiene la característica de encogerse cuando está expuesta a temperaturas bajas o en casos de excitación sexual. Tiene un aspecto rugoso, con grandes y profundos pliegues. La piel del escroto es más oscura que la del resto del cuerpo. En la pubertad, su piel, delgada y sensible comienza a recubrirse de vello.

  • Órganos Genitales Internos

Los órganos genitales externos son los siguientes: testículos, epidídimos, conductos deferentes, vesículas seminales, próstata y uretra.

Testículos:

Los testículos o gónadas masculinas, son las dos glándulas sexuales masculinas.
Están ubicados debajo del pene, entre los dos muslos. Su situación externa tiene una explicación lógica y fisiológica: para que puedan funcionar correctamente necesitan estar a una temperatura inferior a la temperatura corporal. Realizan una doble función: reproductora y hormonal.
• Fabricar las células principales del semen: los espermatozoides.
• Producción hormonal : la
testosterona

Los testículos tienen forma ovoide y están protegidas por varias cubiertas de membrana y piel. La parte protectora más externa es el escroto.
El tamaño varía, tienen apariencia de ciruela y son lisos y duros. Es normal y frecuente que el testículo izquierdo esté más descendido que el derecho. A la palpación externa son móviles y sumamente sensibles.
El interior del testículo está formado por infinidad de pequeños conductos, los túbulos seminíferos, que se unen a otros más grandes los cuales se reúnen en el epidídimo, un órgano en forma de semi luna, situado sobre el testículo. Desde los túbulos seminíferos, los espermatozoides se dirigen al epidídimo, desde aquí, y por el conducto deferente, pasan a la ampolla seminal, y luego, a través de la próstata, llegan al pene hasta encontrar la salida por el meato urinario.
Epidídimos:

Tienen forma de semi luna. Están situados en la parte posterior, encima del testículo.
Constituyen el primer segmento del conducto espermático. Se dividen en tres partes: cabeza, cuerpo y cola. El epidídimo tiene su continuación en el conducto deferente, una estrecha vía que se dirige a las vesículas seminales, lugar donde su produce el líquido seminal, cuya función es mantener a los espermatozoides vivos y móviles. Debajo de la vejiga se encuentra la próstata, con función similar a las vesículas seminales.
Conductos deferentes:

Los conductos deferentes son dos canales por los cuales los espermatozoides que han madurado inician el ascenso hacia las vesículas seminales. Los conductos deferentes entran en la próstata para desembocar en la uretra, está conectada con la vejiga y con las vías genitales. Gracias a un sistema valvular, la próstata regula la emisión de la orina o del líquido seminal.
Los espermatozoides maduros ascienden por los conductos deferentes para instalarse en las vesículas seminales.
Vesículas seminales:

Se ubican por debajo de la vejiga. Su función es acoger a los espermatozoides maduros. Las vesículas seminales se encargan de fabricar un líquido viscoso, llamado líquido seminal, para que los espermatozoides puedan nutrirse, protegerse y desplazarse con facilidad.

Próstata:

Es la glándula masculina, que se encuentra situada entre la vejiga, la uretra y el recto. En la próstata confluyen la vía seminal y la urinaria. A partir de un punto de confluencia, la trayectoria del semen y la de la orina por la uretra hacia el exterior es la misma.
La próstata segrega un fluido viscoso y blanquecino, que protege, alimenta y facilita la movilidad de los espermatozoides, muy parecido al líquido seminal. Ambos líquidos, junto con los espermatozoides forman el semen.
El semen es el líquido blanco y denso que se expulsa a través de la uretra cuando se produce la eyaculación.

Uretra:

Por encima de la próstata, está situada la vejiga donde se acumula la orina. Ésta se vierte en la uretra, conducto que atraviesa la próstata hasta llegar al final del glande, donde se ensancha, formando el meato urinario, por donde sale la orina y el semen.
La uretra conduce el semen o la orina hacia el meato urinario para expulsarlos hacia el exterior.

Glándulas de Cowper:

Debajo de la próstata se sitúan dos pequeños órganos que reciben el nombre de Glándulas de Cowper. Su función es la de segregar un líquido que se vierten la uretra cuando se produce la excitación sexual. Ésta secreción limpia y lubrica la uretra, preparándola para la eyaculación.

Espermatozoides:

Los espermatozoides son las células reproductoras masculinas. Los espermatozoides maduros se componen de cabeza, cuerpo y cola. Cuando se unen al óvulo se produce la fecundación. Al originarse, los espermatozoides son células demasiado grandes para recorrer el largo camino que los llevará hacia el óvulo, por lo cual pierden la capa de grasa que los rodea y generan una cola para desplazarse con agilidad.
La vida media del espermatozoide activo dentro del aparato genital femenino es de tres días, luego de la eyaculación, aunque puede prolongarse más. Tardan más de setenta días en madurar. Es en éste momento cuando inician el ascenso desde los testículos. Se calcula que en cada centímetro cúbico de semen hay aproximadamente veinte millones de espermatozoides. Existen diferentes factores que pueden alterar la concentración y la calidad de los espermatozoides: el stress, la dieta, las variaciones térmicas, la frecuencia de las eyaculaciones, etc.
El semen o esperma es un líquido libre de bacterias. Está compuesto por los espermatozoides, la porción seminal y la porción prostática.
Los espermatozoides inician una veloz carrera que va desde los testículos a la ampolla seminal, desde donde pasan al pene a través de la próstata.

Imprimir

Volver

AUTOEXAMEN MAMARIO


El autoexámen mamario es una tarea sencilla y fácil de realizar pudiendo aportar grandes beneficios en la detección precoz de la patología mamaria. Debido a ello, es importante que se realice en forma periódica, preferentemente después de la menstruación.

Consta de dos fases:

1. Inspección visual

En esta primera etapa la paciente se coloca de pie frente a un espejo y observará con atención es aspecto de sus mamas en diferentes posiciones.

A- Con los brazos junto al cuerpo
B- Con las manos en la cintura
C- Con los brazos en la nuca.Comparará ambas mamas, buscando alteraciones en su contorno, bultos, retracciones, cambios de color de la piel del pezón y/o de la areola, ulceraciones, eczemas o secreción por pezón (aunque nunca haya amamantado).

2. Palpación

Acostada

Es ideal realizarla estando acostada para que los músculos estén relajados.

A- Con las yemas de los dedos, presione suave pero firmemente en forma circular alrededor de toda la mama.
Preste especial atención a la presencia de bultos o durezas inusuales.
Presione el pezón con los dedos y observe si existe secreción. Luego, levante el pezón para comprobar si tiene buena movilidad.

B- Presione sobre la axila de manera más firme que en el caso anterior, para poder localizar algún posible bulto.

En la ducha

Es una forma práctica y cotidiana.

C- Con las manos enjabonadas y los dedos extendidos examinar ambas mamas usando la misma técnica descripta anteriormente.


- Recomendaciones:

• Toda paciente mayor de 18 años realizará dos consultas por año con su médico ginecólogo. Ante cualquier duda, este solicitará, estudios especiales como mamografía, ecografía, etc.

• En el caso de pacientes con antecedentes familiares de primer grado (madre o hermana) de cáncer de mama se aconseja realizar la primer mamografía a los 30 años de edad.

Imprimir

Volver

CARIES - FLUOR Y EMBARAZO

¿QUE ES EL FLUOR?

Es un mineral que el cuerpo necesita en pequeñas cantidades, por lo que recibe el nombre de micromineral, junto a otros como el Zinc, yodo, etc. Si bien, el que sean requeridos por el organismo en bajas proporciones, no significa que su presencia en la dieta no sea importante. Un aporte deficiente de Flúor, puede ocasionar la aparición de caries, ya que este micromineral, además de ser un elemento importante en la formación y mantenimiento de los huesos, juega un rol muy importante en la prevención de las mismas.


EL FLUOR EN EL EMBARAZO

Durante el embarazo, la acidez de la cavidad bucal aumenta, por lo que los dientes necesitan una atención y cuidado especial; tratando de evitar la aparición de caries. Nada mejor que realizar un correcto cepillado y uso de hilo dental, llevar a cabo una dieta sana, equilibrada y variada, disminuir la frecuencia del uso de azúcar, como así también adoptar la profilaxis con Flúor.

El uso de los fluoruros tópicos en la prevención de la caries dental, sigue siendo sin lugar a dudas la estrategia más utilizada a nivel mundial

Su aplicación está fundamentada en sólidas evidencias científicas que se han venido generando desde 1942 cuando Bibby, BC demostró que una lesión cariosa en esmalte podría controlarse en su avance hacia la dentina con la simple aplicación de una solución de Fluoruros.

Está demostrado que la permanente presencia de Flúor en el medio bucal, en la saliva o placa bacteriana (Biofilm), durante un proceso de desmineralización, es el factor más importante que gravita en su eficiencia y eficacia clínica.

Los beneficios dentales que brinda el Flúor permiten una reducción en la incidencia de caries del 30 - 60% en la dentición temporaria, del 15 - 35% en la dentición definitiva y del 40% de las caries radiculares en los adultos mayores.

Pero esta resistencia de las superficies dentales no se adquiere en forma definitiva, sino que se ve condicionada por el uso frecuente de productos Fluorados a lo largo de toda la vida.

El Flúor también es beneficioso para el tratamiento de la osteoporosis post-menopáusica ya que disminuye el riesgo de fracturas.

El mecanismo de acción cariostática de los fluoruros está basado en:

a) interfiere en la disolución del esmalte a través de la fluoración de su superficie,

b) favorece la remineralización de las zonas, deteniendo o retardando el progreso de la caries y,

c) Altera el metabolismo y desarrollo bacteriano, reduciendo la producción de ácido láctico y la duración de contacto del mismo con el diente.

Imprimir

Volver

CONSEJOS UTILES SOBRE FLEBOLOGIA

GUIA PRACTICA PARA MEJORAR EL ESTADO ANATOMICO Y FUNCIONAL DE LAS VENAS DE LAS PIERNAS

  • Información para
    la mujer

Estas indicaciones son de la mayor importancia para que no se inicien o progresen las várices de los miembros inferiores, coadyuvando con el efecto de los medicamentos flebológicos.
Sin duda su cumplimiento redundará en una disminución de la magnitud de sus síntomas tales como “piernas cansadas”, pesadez e hinchazón de pies y tobillos, calambres nocturnos, sequedad de la piel y prurito.

1. Disminuya el peso corporal excesivo, dado que el sobrepeso perjudica al sistema venoso de retorno y favorece el desarrollo de várices.
2. No exponga los miembros inferiores al calor excesivo ya que este inhibe la contracción venosa (depilación con métodos calientes, baños a alta temperatura o de sol, permanecer en pisos con losa radiante). Conviene refrescar las piernas con baños de agua fría.
3. No permanezca de pié prolongados períodos de tiempo. Conviene movilizarse o realizar ejercicios simples con las piernas para activar la circulación venosa por ejemplo: rotar los pies sobre los tobillos, elevar el pie y contraer las piernas, extender las piernas y mover la punta de los pies arriba y abajo. Alternar el peso del cuerpo sobre una y otra pierna. De esta forma los músculos al contraerse y comprimir las venas logran que la sangre circule hacia arriba.
4. No se debe permanecer en la misma posición sentada largo tiempo.
5. Eleve las piernas mientras duerme o descanse con las piernas levantadas y apoyadas sobre un taburete o similar, de esta forma la sangre se evacúa más fácilmente del sistema venoso.
6. Practique caminatas, natación, entrenamiento físico ya que la contracción de los músculos favorece el funcionamiento venoso.
7. Conviene evitar el estreñimiento.
8. No consuma cantidades excesivas de café, alcohol, condimentos fuertes, comidas ácidas o irritantes y aumente la ingesta de líquidos y vegetales. Reduzca el uso de sal.
9. No utilice tacos ni demasiados altos ni muy bajos. Conviene usar calzado amplio con un taco de 2 a 3 cm.
10. Debe evitar usar ropa ajustada que pueda comprimir las piernas, las entrepiernas o cintura.
11. Si debe realizar un viaje prolongado en auto o avión conviene movilizar las piernas y pies periódicamente.
12. Puede masajear las piernas con cremas hidratantes de la piel.
13. Tenga precaución y cuidados para no producirse contusiones o lesiones en tobillos y piernas.
14. Siga todos los consejos generales de su médico y especialmente los que le dió respecto del uso correcto de medias elásticas y la toma de medicamentos venotónicos. Estos últimos debe recibirlos por tiempo prolongado.

Imprimir

Volver

DOLOR PELVIANO Y DISMENORREA

El dolor pelviano puede ser dividido en tres entidades:

  • Dolor Pelviano Agudo
  • Dolor Pelviano Crónico
  • Dismenorrea

Dolor Pelviano Agudo

Refleja alguna patología existente en la pelvis:

  • Patología urinaria
  • Patología digestiva
  • Apéndice
  • Patología lumbosacra
  • Patología de la cadera

Dolor Pelviano Crónico

  • Es el dolor de la pelvis de más de 6 meses de evolución
  • Puede ser de comienzo lento o insidioso
  • Puede tener causa orgánica o funcional
  • Las causas orgánicas pueden ser ginecológicas o no ginecológicas
  • Las causas no ginecológicas pueden ser: trastornos óseos, trastornos gastrointestinales, infecciones urinarias, dolor mioaponeurótico en la pared abdominal.
  • Las causas ginecológicas pueden ser: tumores benignos o malignos, adherencias, torsión de quiste de ovario, hemorragias genitales, enfermedad pelviana inflamatoria, malformaciones uterinas, endometrosis, síndrome de congestión pelviana.

Dismenorrea

  • Es el dolor pelviano que aparece con la menstruación
  • Es la presencia de cólicos dolorosos durante la menstruación
  • Puede ser primaria o secundaria
  • La dismenorrea primaria se refiere a la presencia de cólicos menstruales dolorosos sin patología ginecológica visible.
  • La dismenorrea secundaria es la presencia de cólicos menstruales dolorosos por una patología ginecológica visible responsable del dolor y fácilmente identificable.

Dismenorrea Primaria

  • Es uno de los síntomas ginecológicos más frecuentes.
  • Es la causa más frecuente de ausentismo laboral en el mundo
  • Tiene efecto negativo sobre la personalidad de la paciente, afectando su vida social, laboral y personal.
  • La dismenorrea se inicia varias horas antes, durante o inmediatamente después del inicio de la menstruación
  • Dura 2 o 3 días
  • Es más intenso durante las primeras 24-36 horas de la menstruación
  • El dolor es cólico, espasmódico
  • Es más intenso en la región suprapúbica, puede afectar ambas fosas ilíacas, e irradiarse hacia el dorso o la cara interna de los miembros inferiores.
  • Puede estar acompañado de nauseas, vómitos, fatiga, diarrea, dolor lumbar y cefalea.

Tratamiento

Los tratamientos médicos indicados en la actualidad para la dismenorrea primaria son antiiflamatorios no esteroides y anticonceptivos.

Imprimir

Volver

INFECCIONES MAMARIAS

Se divide en dos:

  • Patología infecciosa de la lactancia (Mastitis puerperal)
  • Patología infecciosa fuera de la lactancia (Absceso no puerperal recidivante y galactoforitis crónica)

Mastitis puerperal

  • Es una enfermedad del puerperio que se presenta en el 2.5% de las pacientes que amamantan.
  • Es más común en el medio socioeconómico bajo (por la falta de higiene, la desnutrición y porque la lactancia es más frecuente)
  • Es una enfermedad que tratada correctamente cura sin dejar secuelas.

Etiología

  • El agente causal es el Stafhylococcus aureus y epidermidis.

Fisiopatología

  • Vía exógena: El germen presente en la piel y en la garganta del lactante.
  • Vía endógena: Fisura en la piel del pezón, ingreso del agente causal presente en la piel materna.

Clínica

  • Fiebre
  • Tríada de inflamación: calor, rubor, tumor.

Diagnóstico

  • Examen clínico: fiebre, calor, rubor, tumor.
  • Ecografía mamaria.

Tratamiento

  • Tratamiento sistémico: antibióticos.
  • Tratamiento local: antisépticos locales.

Imprimir

Volver

MASTALGIA

Definición:

  • Es el dolor mamario.
  • Puede ser cíclico o continuo.
  • El dolor cíclico está asociado al período menstrual.
  • El dolor no cíclico puede tener origen en un órgano cercano a la mama.(músculo o articulación).
  • La intensidad del dolor puede variar desde una molestia hasta se un dolor severo y discapacitante.

Dolor cíclico:

  • Es el dolor más frecuente.
  • Está asociado con el ciclo menstrual.
  • Casi siempre tiene causa hormonal.
  • Puede estar localizado solo en la mama o irradiar a la axila y retropectoral.
  • Causas posibles: algunos autores sugieren que está patología estaría relacionada con un desequilibrio hormonal.

Dolor no cíclico:

  • Es un dolor no cíclico, no se modifica con el ciclo menstrual.
  • Es poco frecuente.
  • Está siempre presente.
  • Tiene localización específica.
  • Causas posibles: Traumatismo, dolor artrítico, osteocondritis, infarto agudo de miocardio.

Tratamiento:

El tratamiento de ésta patología incluye medidas higiénico- dietéticas, como, evitar la cafeína, indicar un dieta con bajo contenido graso y rica en fibras, vitamina E.
En el caso del dolor cíclico las pacientes pueden ser tratadas con anticonceptivos orales, bromocriptina, danazol, hormonas tiroideas, tamoxifeno.
Cuando el dolor es no cíclico, se indicará el tratamiento de acuerdo a la causa.
No obstante, será el médico tratante quien decidirá el tratamiento más adecuado para la paciente.

Imprimir

Volver







Usuario

Contraseña

Registrarse



Aviso Legal|Privacidad|Contáctenos